29/09/2017

Peluquería canina: Los mejores consejos para cuando vas a la peluquería de perros

Ir a la peluquería canina no es solo un capricho que le damos a nuestra mascota, sino también una necesidad. Por razones de salud e higiene del perro, todos deberían hacer visitas constantes a la peluquería de perros. Yendo al peluquero, se disminuye la posibilidad de que aparezcan pulgas y otras plagas, se reducen los enredos en el pelo y también la posibilidad de una infección en la piel.

Hay una serie de servicios que se ofrecen en las peluquerías para perros. A continuación te los presentamos junto a unos consejos para hacer la experiencia lo más placentera posible para tu mascota.

 

Miedo al peluquero canino

Muchos perros tienen miedo al peluquero. Por eso, el perro se tiene que encontrar en un buen estado mental antes de ir a la peluquería canina. Es recomendable darle un paseo o jugar con el perro antes de ir al peluquero. Así gastará energía. También, para asegurarte de que no está estresado, puedes aplicar técnicas como ponerle música o darle un masaje para tranquilizarlo.

Una vez en el peluquero canino, asegúrate de que el trato del profesional no pone nerviosa a tu mascota, puedes quedarte cerca al principio hasta que notes que está tranquilo.

 

Servicios de peluquería canina

Ir a la peluquería de perros  no significa solo cortarle el pelo a la mascota. Las peluquerías caninas ofrecen varios servicios imprescindibles para la salud y el bienestar del perro.

El cepillado del perro

Hay razas cuyo pelo se enreda fácilmente, especialmente las de pelo más largo. Por lo tanto, es importante cepillarlos.

Bañar a los perros

Bañar a los perros puede ser un momento tenso, ya que muchos tienen miedo al agua. El baño es muy importante puesto que se quita toda la suciedad y se eliminan los malos olores. Es imprescindible que el champú usado se ajuste la raza, ya que cada tipo de piel requiere un cuidado específico. Asegúrate que la peluquería canina donde vayas usa productos de calidad.

El baño también ayuda a prevenir la infestación por parásitos, especialmente en cachorros.

Cómo cortar el pelo a un perro

El corte, más en las razas de pelo largo y semi-largo, es esencial. El pelo de estas razas se puede enredar fácilmente. Aun así, hay pocas razas que no precisan de corte de pelo. Aunque no tenga el pelo muy largo, un corte le va a ayudar a sentirse más fresco y a mantenerse  limpio más tiempo.

Cortar las uñas en la peluquería de perros

Es especialmente recomendado para los perros que viven en espacios cerrados. Al no caminar mucho, las uñas no se liman y pueden llegar a crecer hasta dañar las almohadillas. Es mejor ir a una peluquería canina para hacerlo. Las uñas de los perros contienen terminaciones nerviosas y vasos sanguíneos. Cortarlas demasiado puede provocar dolor y puede llevar incluso a infecciones.

La limpieza de los oídos del perro

Los oídos de los perros acumulan mucho exceso de cerumen y de suciedad. Es necesario que se haga constantemente una limpieza de los oídos, especialmente en perros con pelo corto, porque acumulan más suciedad que los de pelo largo. La limpieza se debe hacer con productos especiales y sin meter agua en los oídos. Es importante para evitar la otitis y otras infecciones.

El vaciado de los sacos anales del perro

Son unas glándulas situadas a ambos lados del ano. Los sacos se vacían normalmente solos cada vez que defeca el animal. Pero si nuestro perrito tiene un problema de salud, o está muy mayor, puede necesitar ayuda. Vaciándolas se previenen la infección y las molestias que pueden causar. En la peluquería de perros esto se soluciona fácilmente.

También, al ir a la peluquería canina es importante hacer una limpieza de los ojos y de las arrugas y vaciar los plantares. Aunque al principio puede ser difícil, con el tiempo el perro se acostumbrará y disfrutará del SPA.