BURMILLA

 ORÍGEN

El Burmilla es el resultado del cruce entre un macho Chinchilla y una hembra Burmés lila en 1981. Los gatitos de este cruce accidental eran de tipo extranjero con el pelaje negro oscuro, resultaron tan atractivos que algunos criadores en Reino Unido y Dinamarca decidieron trabajar en el desarrollo de una raza, que sería de tipo birmano, pero con el color característico del Chinchilla. Después de años de trabajo, la raza de pelo corto fue reconocida por la FIFE en 1994. Se fue introduciendo en el grupo de pelo semilargo en algunos registros y ahora tiene reconocimiento mundial.

 CARÁCTER

El Burmilla tiene que formar parte de la familia. Es leal, fiel y cariñoso. Estará siempre haciéndole compañía a su dueño. Le encanta la atención y a menudo exige ser acariciado. Aunque es curioso y agradable, el Burmilla no se acerca a los desconocidos a la primera, pero con el tiempo acogerá a las visitas. Es un amante de la diversión, tranquilo y amable. Tiene un carácter dulce y se lleva bien con los niños y otros animales. En resumen, una inteligencia inquisitiva natural y una personalidad afectuosa y seductora, son algunas de las irresistibles cualidades de la Burmilla.

 MORFOLOGÍA

El Burmilla es un gato de tamaño mediano de tipo extranjero con un cuerpo musculoso y patas delgadas. La cabeza es cuneiforme con líneas suaves, las orejas son de tamaño mediano a grande y siguen la forma de la cabeza. Los ojos son bastante grandes, verdes y expresivos. El manto puede ser corto o semilargo; en ambas variedades tiene una textura sedosa y es blanco espumoso con sombreado o con motitas en el color base.

 COLORES

Patrones shaded y shell en todos los colores reconocidos.

 CONSEJOS PARA EL CRIADOR

Disfrutan del aseo semanal.

Gato burmilla

Criadores de esta raza

No hay criadores de esta raza.

Camadas de la raza Burmilla

No hay camadas de esta raza.

Progenitores de esta raza

No hay progenitores de esta raza.